Historia Oficial del PDMU

 

Embed or link this publication

Description

Historia y leyes del PDMU 1952

Popular Pages


p. 1

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*)

[close]

p. 2

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) La Escuela de Reclutas me ha distinguido, invitándome a platicar con ustedes acerca de un tema extraordinariamente interesante, el que se refiere a la HISTORIA y LEYES del PENTATHLÓN DEPORTIVO MILITAR UNIVERSITARIO. Con gusto hemos aceptado esta invitación y trataremos que nuestra plática les deje a ustedes un conocimiento cierto de lo que nuestra Institución es y de lo que nuestra Institución aspira. El conocimiento de la Historia del Pentathlón implica varios contenidos que podríamos también dividirlos en varios capítulos. El primero se refiere a los conmemorativos de la Institución, los antecedentes que le dieron origen; enseguida su iniciación y sus primeros pasos, sus personas, su estructura, sus leyes, su Ideario, sus propósitos y sus esperanzas. Refiriéndome particularmente a sus conmemorativos quiero dejar establecido que los motivos que dieron origen a esta Institución juvenil se fincaron substancialmente en el amor a la Patria, y en el anhelo de servir a México. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 2

[close]

p. 3

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Un espíritu de constante inconformidad con lo existente, una satisfacción muy incompleta de los hechos pasados y de los hechos presentes motivaron, que un conjunto distinguido de juventud universitaria aspirara a realizar una tarea honda y trascendente, y esa tarea dedicada a servir a México a través del entusiasmo y del trabajo de su juventud. Hasta poco antes de que el Pentathlón Universitario se fundara, los movimientos juveniles de nuestra historia, fueron fundamentalmente movimientos de facción, movimientos confesionales o movimientos que abarcaban una parcialidad de lo que es el todo de la juventud. Generalmente los movimientos llamados juveniles, eran meros movimientos de carácter político, eran movimientos que tenían la característica del partido y sabemos que las partes nunca pueden superar al todo. Se exigía pues, que el movimiento juvenil mexicano fuera un movimiento de verdadera solidaridad y que tuviera el carácter de la unidad nacional de su juventud, pero para ello necesitaba estar desposeído de cualquier espíritu de facción o de cualquier parcialidad dentro del espíritu, era menester que se reunieran todas las afinidades de carácter positivo del joven, para así reunidas, agruparlas en un haz de voluntades y de fuerza. En este sentido, se tuvo que pensar en lo que constituye la personalidad humana, como una integridad indivisible y al pensar en esa personalidad humana, se reflexionó en que si al hombre, se le estudia como ente físico, como ente intelectual, o ente espiritual; este estudio de sus parcialidades, constituye exclusivamente un artificio, porque el fondo real de la persona humana es una unidad indivisible, ya que no es ni puramente materia, ni puramente intelectualidad, ni sólo espíritu, sino reunidas todas estas fuerzas y todas estas manifestaciones constituyen a la persona humana. Esta persona humana se debate siempre en un medio, medio que influye en él y que en muchas ocasiones lo estructura, y lo forma en bien o en mal; pero siempre el medio determinando características, y en otras ocasiones él puede influir en el medio y puede en cierto grado modificarlo. Basándonos pues, en todas estas circunstancias, se pensó que cualquier acción que tuviera como finalidad reunir a la juventud mexicana, para un trabajo efectivo, se tenía que pensar en todas las circunstancias complejas, que constituyen la personalidad humana y en todas las circunstancias que integran su medio ambiente. Así pues, se creó el Pentathlón Universitario con la tendencia de dirigirse a la persona en su valer físico, a la persona en su valer intelectual y a la persona en su valer moral, en un medio que es el nuestro, con el objeto de capitalizar lo que hubiera de capitalizar de los valores positivos, en un medio que es el nuestro y tratando de que ese núcleo de juventud no solamente fuera un espectador, sino que fuera un actor que creara, y ese actor que creara influyera notablemente en el medio, pero siempre con tendencia hacia el bien, de aquí que al platicar y al reunirse distintos núcleos de jóvenes pretendiendo formar una institución “sui generis”, distinta a todas las formadas hasta entonces, de fuerza verdaderamente efectiva, se trató un conjunto de disciplinas que motivaran un desarrollo físico y que ese desarrollo físico, paralelamente impulsara un desarrollo intelectual, y una mejoría moral en la vida actuante de la persona. Tratando de forjar la personalidad del sujeto habría que aceptar aquellas disciplinas, posiblemente las más duras, pero aceptarlas voluntariamente, con el objeto de establecer corrientes que pudieran permitir a la persona, en este caso al joven, sentirse fuerte y capaz de dominar todos los obstáculos. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 3

[close]

p. 4

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Dentro de esas disciplinas de carácter físico se pensó que la disciplina en el aspecto militar era la más aceptable, para el fin que se proponía; que en esta disciplina, a la par, que existiendo una base de amistad, existiera una base de respeto y al mismo tiempo, que el joven aprendiera a mandar, aprendiera a obedecer y que estableciera una reciprocidad inteligente entre la obediencia y el mando, reconociendo la subordinación a un buen mando, como un buen un fin y como algo de mucho valer y muy superior; distinto al concepto de servidumbre, que siempre entraña un valor de carácter negativo. Fue en la Universidad Nacional de México, donde brotaron estas ideas de organizar a la juventud mexicana. Fue en la Universidad de México, Universidad tan querida, Universidad tan lastimada y vilipendiada, donde surgieron estas primeras ideas, que han cundido en toda la República y que tienen 14 años de estar reuniendo a jóvenes de nuestra Patria. La Universidad Nacional de México crisol de ideas, cobijó los primeros entusiasmos del Pentathlón Universitario; siendo una Institución brotada de la Universidad, tendría que tener un carácter intelectual indiscutible, ese carácter intelectual ha venido tratándose de superar momento a momento, y día con día, dentro de nuestra Institución. Se ha podido establecer desde un principio que las características del hombre son insuperables, cuando tiene una meta intelectual por delante, bien definida y clara, y estas metas indiscutibles y bien definidas y claras, se refieren particularmente, a alcanzar no solamente los conocimientos que nos ilustren acerca de los adelantos de la época, sino a saber justipreciarnos y aplicarlos a favor de nuestro pueblo, a favor de la marcha evolutiva de nuestro País. El conocimiento científico no implica pues, exclusivamente un afán de acumular datos un afán enciclopédico, en cuyo caso su carácter y su rango sería inferior, sino se refiere particularmente al desarrollo de la intelectualidad con una finalidad de servicio. Pero la Universidad Nacional de México no sólo es un laboratorio experimental de ideas, sino en la Universidad Nacional de México es un recinto de inquietudes del espíritu. En la Universidad Nacional se dan todos los credos políticos y doctrinarios y una de sus premisas más valiosas que sustenta, es la que se refiere a la LIBERTAD DEL PENSAMIENTO. El Pentathlón Universitario considerando que este es uno de los valores indiscutibles de nuestra Universidad Nacional, no podía ser oponente a lo que ha considerado como valor indiscutible y la libertad de pensamiento y la libertad de creencia y la libertad de credo político, constituyen dentro del Pentathlón Universitario una norma y una línea de conducta. Esta organización que nació como organización apolítica, no tiene el carácter de anti política sino de apolítica porque no define un credo político en especial y así obliga a todos sus componentes para que participen en él. Es apolítica y dentro de su seno no se discute ninguna doctrina política o religiosa, pero si dentro de su seno se exige el respeto a todas y cada una de ellas. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 4

[close]

p. 5

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Dentro del seno del Pentathlón Universitario, cada quién desde el principio y hasta la fecha, es libre de sustentar el credo político o religioso que mejor lo convenza, en consecuencia la palabra apolítica no quiere decir anti político, ya que no se está contra ninguna doctrina, ni política ni religiosa; por otro lado el hecho de manifestar que el Pentathlón Universitario fue, es y será Institución apolítica, no quiere decir esto que dentro de sus filas sus hombres sean hombres indefinidos, sino que siempre se les ha recomendado a los jóvenes del Pentathlón Universitario, que dentro de lo que es su propia convicción, sean buenos militantes, sean individuos definidos en su credo político o en su credo doctrinario y dentro de lo que a ellos los convence y dentro de lo que a ellos los define , sean hombres actuantes y sean hombres dignos. Otra de las bases de sustentación que en los conmemorativos de nuestra organización habría de motivar sus primeros pasos, fue el de establecer las corrientes de amistad entre todos los jóvenes mexicanos, organizar un conjunto de jóvenes amigos, de jóvenes esforzados, de jóvenes intelectuales, pero siempre amigos, no importa sus divergencias de criterio, no importa las características especiales de sus lugares de origen y más aún, no importando ni su clase social ni su nivel intelectual, ya que el propósito del Pentathlón Universitario no iba a circunscribirse al recinto de la Universidad de México, sino desde el principio su propósito fue que nuestra Institución, nuestro anhelo, se hiciera extensivo a la juventud estudiosa de la República y se hiciera extensivo a la juventud campesina de México y fuera también a alcanzar al joven obrero mexicano, en consecuencia, ninguna diferencia de carácter económico, de carácter social o de carácter intelectual, podría determinar diferencias de carácter espiritual dentro del propósito que se perseguía, y así después de algunas reuniones previas se fijó una fecha y esa fue el 9 de julio del año de 1938, para que se reunieran los primeros elementos de esta Institución que posteriormente recibió el nombre de Pentathlón Universitario. En una calle adyacente al viejo Estadio Nacional de la ciudad de México, a las seis en punto de la mañana se reunieron doce estudiantes de la Facultad Nacional de Medicina. Fue invitado para formar parte de ese núcleo de fundadores otro estudiante también de la Escuela Médico Militar, ex alumno del Heroico Colegio Militar, un Teniente de Infantería entonces estudiante en dicha escuela. La lista de los fundadores, de los primeros doce jóvenes que se reunieron el 9 de julio de l938 es la siguiente: ANDRÉS LUNA CASTRO LUÍS SÁENZ ARROYO. ALFONSO DE ICAZA E ICAZA. CARLOS NIÑO DE RIVERA. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 5

[close]

p. 6

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. CARLOS RETTEG. GINÉS NAVARRO DÍAZ DE LEÓN. FIDEL RUIZ MORENO. JORGE JIMÉNEZ CANTÚ. JOSÉ URBANO BLANCHET CECEÑA. ÁNGEL PÉREZ ARAGÓN. JOAQUÍN DE LA TORRE. BRAULIO PERALTA RODRÍGUEZ El joven instructor que fue invitado y que debe formar parte de la lista de los fundadores fue GONZALO HIDALGO A partir de esa fecha, diariamente a las 6 de la mañana nos reuníamos en las calles adyacentes al Estadio Nacional como ya lo dije. Las prácticas eran particularmente de carácter militar de orden cerrado y de carácter deportivo. Un gran ambiente de alegría y de entusiasmo había entre este grupo pequeño de doce muchachos entusiastas. Se determinó que las reuniones siempre fueran mientras el Pentathlón existiera a las seis de la mañana, tratando de crear hábitos disciplinarios óptimos, uno de los más importantes en la juventud, que inclusive tienen una explicación de carácter fisiológico, en lo referente al aprovechamiento del día desde las primeras horas; la hora de levantarse siendo esta hora temprana, permite al muchacho cuando logra tener el hábito de levantarse casi a la madrugada, de poder dominar cualquier dificultad que se le presente en el transcurso del día, ya que aprovecha el día cabalmente y su iniciación es una iniciación con un pensamiento de servir a su patria y de servirse a sí mismo. Poco días después empezaban a asistir muchachos de la facultad de medicina invitados por los mismos fundadores, poco tiempo después empezaban a asistir muchachos no solamente de la facultad de medicina sino de otras facultades universitarias; muy al principio había ciertos obstáculos para pertenecer al Pentathlón Universitario, se exigía que el muchacho tuviera una determinada estatura, no con el objeto de tener un conjunto de puros muchachos grandes exclusivamente y para siempre sino con el objeto de que si se presentaba como de hecho se presentaron ocasiones de defender esta idea naciente contra los malos entendimientos o quizá, contra algunas maquinaciones hostiles a este grupo que se le pudiera interpretar en forma errónea los muchachos estuvieran en aptitud de defender sus ideales. Estuvieran en aptitud de darle un rango y característica de verdadera fuerza. Así es que a los muchachos que se invitaba se pensaba en primer lugar que fueran muchachos de elevada estatura y enseguida de que fueran muchachos fuertes. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 6

[close]

p. 7

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Hubo ocasiones en que este grupo dio origen a burlas, choteos y ataques; los ataques fueron rechazados con ataques, de los que siempre salimos victoriosos, y las burlas fueron combatidas particularmente con una explicación serena de lo que el Pentathlón pretendía y de lo que la Institución trataba de hacer, mediante el convencimiento de la razón y mediante el respaldo de nuestra razón con nuestra fuerza, el Pentathlón Universitario que entonces no se llamaba así, empezó a marchar con el paso firme que actualmente tiene, con la fibra que actualmente le caracteriza. Entre las personas que se destacaron desde el principio y que no se incluyen en la lista de los fundadores, tenemos la obligación de mencionar a muchachos, muchachos entonces, como RAFAEL IZQUIERDO IBÁÑEZ, tenemos que mencionar a JORGE CEBALLOS LABAT, a ALBERTO LIMÓN, tenemos que mencionar también a JORGE GARIBAY ROMANILLOS, que posteriormente sería Comandante General del Pentathlón, mencionamos también entre las figuras destacadas de un principio a ALFONSO PADILLA, y entre los muchachos de una extraordinaria fibra y bondad mencionamos a MARCELO MENDOZA PARADA, que posteriormente también fue Comandante del Pentathlón Universitario, a JOSÉ TORRES VALDÉZ, uno de los muchachos más destacados en el aspecto militar. Sería muy larga la lista y en los anales del Pentathlón deberá conservarse una larga lista larga que incluya los nombres de los muchachos que más se destacaron en el principio, para que esta Institución pudiera ser realidad; pero en una plática como la presente, quizá fuera un poquito fatigoso para todos ustedes escucharla, pero si vale la pena que todos ustedes conserven una relación de los muchachos que más se destacaron. Alguno podría preguntar: ¿a quién se le ocurrió ponerle PENTATHLÓN UNIVERSITARIO? - ¿por qué esta Institución se llama PENTATHLÓN? Como decíamos antes, se trataba que en el grupo se practicaran los deportes más adecuados a una formación integral de carácter físico y que al mismo tiempo estuviera de acuerdo con el carácter de acometividad de la propia Institución. Pensando en los deportes que deberían practicarse y que fueran de carácter formativo se determinó que fuera la prueba del Pentathlón Deportivo Militar Olímpico la que tratara de realizarse. Esta prueba del Pentathlón Deportivo Militar Olímpico constaba de las cinco siguientes pruebas: Carrera a pie a campo traviesa, tres kilómetros. Carrera a caballo a campo traviesa, cuatro kilómetros. Natación, nado libre 300 metros. Tiro de pistola y Tiro de sable. Tratando de realizar estas pruebas se consideró que la Institución que podría ayudar a este conjunto, para que se realizaran, era la Secretaría de la Defensa Nacional, particularmente por lo que se refiere al tiro de pistola y particularmente por lo que se refiere a la equitación, y así se pidió esa primera colaboración a la Secretaría de la Defensa Nacional. Se tuvo acercamiento a una oficina que existía entonces que se llamaba de Remonta y Veterinaria, y entonces se pidió el auxilio para que se permitiera a los jóvenes del Pentathlón que ya sumaban algunos cientos para fin del año, de que pudieran ir a montar a los distintos regimientos establecidos en la ciudad de México o en el Distrito Federal, esto se logró se pudo hacer y así todos los muchachos del Pentathlón en aquella época tenían la obligación de ir a montar los jueves y sábados y en algunas ocasiones hasta los domingos, teníamos oportunidad de montar fuera en el Segundo Regimiento de Artillería o en la Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 7

[close]

p. 8

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Escuela Superior de Guerra, fuera en el Centro de Jefes y Oficiales en Instrucción, en Tacubaya, además de otros centros en los que se proporcionaban caballos e instructores. Así los muchachos se iniciaron en la equitación tratando de resolver uno de los primeros puntos del Pentathlón Deportivo Militar Olímpico. La natación se practicaba en los Baños del Chopo que eran propiedad de los hermanos LIMON. De ALBERTO y RODOLFO LIMÓN. Rodolfo Limón un muchacho muy entusiasta y buen instructor de natación, cubrió este otro requisito. La carrera, pues esa la practicábamos todos los días y en cuanto al tiro de pistola no se pudo practicar en su conjunto, únicamente pequeños grupos y en distintos lugares. El tiro de sable, que también tenía algunas dificultades, se practicó en algunas ocasiones en los mismos Baños del Chopo, con equipo proporcionado por los hermanos Limón. De aquí se desprende que asistiendo los muchachos diariamente y con interés a practicar las pruebas del Pentathlón, sin que nadie quisiera ponerle un nombre especial al grupo por el momento, aunque sí ya se pensaba en ello, los mismos jóvenes, los mismos componentes de la naciente Institución, le llamaban ya PENTATHLÓN:-- “vamos al Pentathlón ”, “trabajamos en el Pentathlón”, y el Pentathlón por el hecho de haber nacido en la Universidad, se le quiso distinguir con una categoría especial y así nació la denominación de: PENTATHLÓN DEPORTIVO MILITAR UNIVERSITARIO. Pero el Pentathlón no solamente era deporte y marcha; era una Institución que debía hacer un esfuerzo intelectual y moral, un esfuerzo social de equilibrio y de justicia, por lo que se estructuraron CINCO PUNTOS, que al mismo tiempo que simbolizaban cada uno de los deportes originales de la Institución, simbolizaran cinco puntos de una ley respetada y deseable dentro del Pentathlón Universitario. Cada uno de esos puntos en su aspecto ideológico se estructuraron en un PENTÁLOGO que es el siguiente: 1.- TENDRÉ AMOR ACRISOLADO A MI PATRIA, RESPETÁNDOLA Y ENGRANDECIÉNDOLA CON TODOS LOS ACTOS DE MI VIDA. 2.- SABRÉ HONRAR AL PENTATHLÓN CON EL VALOR DEL BUEN EJEMPLO Y LA SABIDURÍA DE LA CONSTANCIA. 3.- SERÉ FIEL A MI BANDERA, EMBLEMA DEL SUELO MEXICANO, NO TOLERANDO JAMÁS SU MENOSPRECIO, OFRENDANDO MI VIDA EN GARANTÍA. 4- NO MURMURARÉ JAMÁS NI PERMITIRÉ QUE ALGUIEN LO HAGA, EN DETRIMENTO DE MI GRUPO. 5.- HARÉ QUE MI VALER COMO HOMBRE QUE TRABAJA, QUE AMA Y QUE PIENSA, SEA UNA CONTRIBUCIÓN A LA GRANDEZA DE MI PUEBLO. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 8

[close]

p. 9

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Estos son los cinco puntos del Pentálogo que complementan ideológicamente las cinco pruebas iniciales. Por esa fecha se pensó en tener una bandera que fuera guión, no que substituyera la Bandera de México, sino que fuera eso, una bandera guión representativa de ese Pentálogo y de los puntos originales. Se creó la bandera guión que todos ustedes conocen y cuya bandera original se conserva aún. Esta bandera está representada particularmente por una águila bicéfala inspirada en el águila universitaria; el águila bicéfala universitaria que es una cabeza de águila y una cabeza de cóndor simbolizando la unión de las dos Américas en sus altos vuelos. La bandera guión nuestra es una águila bicéfala, con sus alas constituidas por barras rectas símbolo de la energía y sus garras símbolo de la fuerza. Las cabezas de estas águilas son enhiestas y atrevidas, como atrevida es la idea y la pujanza pentathlónica; simbolizan el pensamiento y la acción. Debajo de las garras de las águilas se encuentran cinco estrellas que simbolizan los postulados pentathlónicos implícitos en el Pentálogo que acaban ustedes de escuchar. Esta águila dorada, sobre un fondo azul, orlada por un margen de plata, simboliza la pureza del ideal, ideal del espíritu, ideal del intelecto, considerando que los ideales pentathlónicos están muy por encima del valor de las estrellas. Nuestra Institución crecía, nuestra Institución diariamente tenía mayores adeptos y diariamente a las 06.00 hrs. de la mañana, se reunían de 200 a 300 jóvenes que formando en sus secciones y en sus compañías, hacían sus ejercicios militares y deportivos. Terminada la instrucción, debajo de los árboles se tenía la oportunidad para platicar sobre los propósitos del Pentathlón. Al principio las reuniones eran en el Estadio Nacional; pero después en el Bosque de Chapultepec, siempre a las 06.00 horas de la mañana, con los primeros rayos del sol, el Pentathlón Universitario seguía su marcha adelante. Ya toda la Universidad Nacional de México sabía que había un grupo de esforzados que estaban trabajando por algo nuevo; ya teníamos representantes de todas las escuelas universitarias. De los núcleos más distinguidos podemos mencionar a los muchachos de la Facultad de Ciencias Químicas, que desde el principio se destacaron tanto por su prestancia, como por su asiduidad, como por su fibra en el trabajo. Pero a medida que crecía el número de muchachos, crecían las necesidades; se iba a montar y no se tenía equipo con que montar; entonces se pensó acercarse al Rector de la Universidad, el Dr. Gustavo Baz, con el objeto de platicarle que se había organizado una Institución, el Pentathlón Universitario; pedirle su ayuda franca y decidida, hacerle comprender cuales eran los ideales de la Institución y así mediante su apoyo aproximarnos a las esferas oficiales, particularmente a la Secretaría de la Defensa Nacional con el objeto de que pudiera ayudar para el desarrollo de los distintos deportes y se pudiera tener mejor resultado; y así tuvimos oportunidad de hablar del Pentathlón Universitario con el Dr. Gustavo Baz por primera vez. El Dr. Gustavo Baz después de enterarse de los propósitos del Pentathlón y de sus finalidades y del trabajo que empezaba a realizar, demostró un entusiasmo tan cabal y tan juvenil como el de cualquier pentathlónico, se consideró desde ese momento vinculado a la idea y a la acción y consideró que era ya una organización necesaria para el País; consideró que ese brote que había nacido de los jóvenes mismos tenía precisamente esa fuerza, la fuerza naciente de la propia juventud, no algo impuesto, ni algo determinado por un decreto, sino algo que había surgido de un espíritu de inquietud y de inconformidad con lo existente, pero de anhelo para obtener cosas grandes. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 9

[close]

p. 10

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. El Dr. Baz nos puso en relación entonces con el Secretario de la Defensa Nacional, que en aquella época era el Gral. Manuel Ávila Camacho, a quien visitamos. Nos recibió con su habitual cordialidad, le enteramos concretamente de lo que el Pentathlón era y de lo que el Pentathlón pretendía a favor de la juventud de México y de lo que íbamos a pedirle para lograr algo de lo que eran nuestros propósitos. Con éstas o semejantes palabras el Gral. Manuel Ávila Camacho nos contestó: “Alabo y me entusiasma esta nueva organización juvenil, creo que todo movimiento grande de la juventud, debe surgir de la juventud misma. Si nosotros como gobierno tratáramos de imponer a la juventud una línea de conducta, aunque esa línea de conducta nos pareciera buena, probablemente la juventud no la aceptará, precisamente por ese carácter de imposición que nosotros sin querer dárselo pudiera atribuírsele; alabo y me entusiasmo con esta idea y en la medida de mis posibilidades y mis esfuerzos, cuenten ustedes con todo mi apoyo”. Todavía no sabía él exactamente lo que íbamos a pedirle; lo que le íbamos a pedir eran uniformes, uniformes para montar como teníamos que usar precisamente en nuestras prácticas de equitación; se pidió un uniforme de caqui, pantalón de montar y camisola y botas para montar. Se pidieron 116 uniformes, porque en aquella época 116, un poco más, eran los muchachos que tenían la oportunidad de ser admitidos en los centros de instrucción. Él ordenó inmediatamente que se le dieran al Pentathlón esos uniformes y sugirió que los uniformes llevaran un color especial; nosotros habíamos pensado que fueran efectivamente de un color especial. El primer uniforme del Pentathlón Universitario fue de color caqui azul, azul marino. Se le pidió un uniforme completo y dio sus órdenes; entonces se comunicaron con la Cooperativa de Vestuario y Equipo, para que los confeccionaran. Uno de los ayudantes del Gral. Ávila Camacho nos indicó que con toda seguridad nos serían entregados los 116 uniformes, pero que probablemente los 116 pares de botas de montar no sería posible; que si aceptábamos y nos conformábamos, nos podían dar tubos-botas de los que usaban los miembros de Artillería, con un par de zapatones, para cada uno de nosotros. Como estábamos entusiasmados con el ofrecimiento del Gral. Ávila Camacho le dijimos: “O nos dan las botas de montar o mejor no nos den nada”, pensando que nos iban a dar las botas de montar indudablemente. El resultado fue que no nos dieron nada, nos dieron los pantalones de montar, la camisola y gorra cuartelera. Nada de tubos-botas y zapatones en ésta vez. Así se uniformó el Pentathlón por primera vez; ustedes se pueden imaginar que el uniforme era un tanto abigarrado, pues unos iban con alpinas, otros con polainetas de lona, otros con botas federicas de montar, otros con botas mineras; en fin, pero más o menos el conjunto ya se veía uniformado. Sobre la manga del brazo izquierdo se pusieron formando un ángulo cinco estrellas simbolizando al Pentathlón, eran cinco estrellas blancas y una estrella en la gorra cuartelera. Así se continuaron las prácticas. Estaba próximo el 5 de mayo de l939, nuevamente y a través del Dr. Gustavo Baz, tuvimos oportunidad de volver a hablar con el Secretario de la Defensa Nacional; le manifestamos que el Pentathlón Universitario ya estaba perfectamente organizado y trabajando y que deseaba hacer su primera presentación en público, para que la juventud de México tuviera noticia de los adelantos alcanzados y que deseábamos hacer nuestra primera manifestación Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 10

[close]

p. 11

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. en público en la Ciudad de Puebla con motivo del 5 de mayo, pero para que esto fuera posible, necesitábamos que él ordenara que se nos dieran uniformes de un modelo que ya se tenía previsto, para que el Pentathlón Universitario con todo decoro pudiera salir. A él le pareció bien y entonces ordenó la manufactura de los uniformes que les llamamos desde entonces uniformes de media gala; eran uniformes azules, de saco inglés, con botonadura pavonada, camisa gris, corbata azul, franja gris en el pantalón y gorra cuartelera. Únicamente los jefes llevaban gorra de visera, con visera de charol y sobre la gorra el escudo del Pentathlón bordado en oro. Una vez que fueron entregados los uniformes fueron repartidos, naturalmente en cuanto se empezaron a repartir los uniformes y eran uniformes escasamente para una Banda de Guerra, para la Escolta y una Compañía; ustedes pueden comprender que al aviso de que había uniformes muy bonitos en el Pentathlón, muchos de los muchachos que no se habían entusiasmado para levantarse a las 06.00 de la mañana pese a los magníficos propósitos del Pentathlón Universitario, cuando supieron que se trataba de los uniformes, hicieron cola para recibir uno, cerca de 500 muchachos; naturalmente se les dio exclusivamente a los que pertenecían a la Institución y que habían cumplido dentro de ella, pero este fue un pequeño gancho que motivó que muchos fueran con el aliciente del uniforme y posteriormente sin el uniforme se quedaban con el aliciente fundamental de lo que el Pentathlón Universitario es y pretende. El 4 de mayo de 1939 el Pentathlón Universitario se reunió en el Monumento a la Revolución, con su gran bandera guión, con su primer abanderado que fue ANDRÉS LUNA CASTRO, ejemplar muchacho en todos sentidos, físicamente un atleta, un gran atleta, un hombre que medía más de 1.80 de estatura, considerado probablemente como el mejor amigo entre todos, intelectualmente como el muchacho más destacado y el mejor estudiante de la Facultad Nacional de Medicina; a él, por cariño y por simpatía y por considerarlo el mejor, se le designo como el primer abanderado del Pentathlón. La BANDERA GUIÓN del Pentathlón tenía más de dos metros de longitud, era una bandera que únicamente un muchacho como Andrés Luna Castro podría llevarla sin perder su marcialidad un solo momento. En ésta primera escolta forman parte con él, otro amigo dentro del Pentathlón, muy querido por todos ustedes, un gran entusiasta con las ideas, también otro atleta ejemplar, amigo ejemplar, GUSTAVO MUÑOZ MIRELES, formaba parte de esa escolta, además iba GINÉS NAVARRO DÍAZ DE LEÓN, el muchacho más cumplido; iba el que fue fundador de la Escuela de Reclutas, MARCELO MENDOZA PARADA y JORGE HORÍA HORCASITAS. Esos muchachos constituían la escolta de nuestra bandera guión. Se organizó la columna, en columna de pelotones y desfilamos por primera vez por las calles del Ejido, por la Avenida Juárez, por la calle de Francisco I. Madero a la Plaza de Armas o sea a la Plaza de la Constitución, hasta la calle de Academia, pasando el Pentathlón Universitario desfilando marcialmente y provocando naturalmente el entusiasmo de la gente. La mayoría de las personas veían este desfile con desconcierto, al no saber que grupo era, ni de que se trataba, máxime con aquella bandera enorme y no sabían cómo interpretarla, ni a que correspondía. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 11

[close]

p. 12

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Por aquella época estaban de visita o iban a venir a visitar México, un grupo de marinos chilenos; entonces nos confundieron con ese grupo. Al pasar frente a la Escuela de Artes Plásticas, frente a la Academia de San Carlos, los muchachos de la Academia ya sabían de quien se trataba, y al pasar la columna frente a la Academia de San Carlos, a los últimos pelotones, se les propinó magnífico baño; desde las azoteas les echaron sus cubetazos de agua. Fue la primera salida del Pentathlón Universitario y naturalmente tenía que haber algún detalle con carácter universitario y ese carácter universitario fue un baño. Naturalmente como entonces la disciplina no tenía un gran arraigo, la última sección que fue la que recibió el baño, sin orden de su comandante, rompió la formación y se metió a la Academia de San Carlos y subió hasta las azoteas, con el objeto también en forma y con carácter universitario de demostrarles que ellos también eran universitarios y que no se dejaban bañar así como así y el Pentathlón Universitario en aquella ocasión, pudo responder en la misma forma e impidió que se le volviera a bañar en otra ocasión. Se abordaron los camiones que nos llevaron a Puebla y el 5 de mayo de 1939 el Pentathlón Universitario hizo un papel brillante. La Banda de Guerra del Pentathlón Universitario constaba como toda banda de guerra de cajas o tambores y cornetas; los cornetas no sabían tocar, así que llevaban las cornetas debajo del brazo, pero esto nadie lo sabía, exclusivamente nosotros y los tambores, únicamente lo que sabían era marcar el paso, así que marcando el paso, eso sí marcándolo muy bien y con mucha fibra, nos conquistamos los aplausos de toda la población de esa Ciudad. Terminado el desfile tuvimos la visita de los muchachos universitarios de la Ciudad de Puebla, que trataron de enterarse que cosa era el Pentathlón; se les explicó y entonces pidieron autorización para fundar ellos el Pentathlón en Puebla, autorización que les fue desde luego concedida, no solamente concedida sino que fueron alentados y así nació en ese día el propósito de fundar el Pentathlón en la Ciudad de Puebla. Ya antes habíamos recibido una comunicación de los muchachos de la Universidad de Guadalajara, de la Universidad Autónoma de Guadalajara, que habían tenido también conocimiento que el Pentathlón a través de muchachos que habían ido a Guadalajara algunos que eran de allá y que al mismo tiempo pertenecían al Pentathlón Universitario, en esa carta enviada al Pentathlón, pedían también instrucciones y autorización para organizar el Pentathlón en Jalisco. Se les dio la autorización y organizaron el Pentathlón de Guadalajara. El primer Pentathlón que se organizó después del de la Ciudad de México fue el de Jalisco. El segundo núcleo que se organizó fue el Pentathlón de Puebla, a raíz del desfile del 5 de mayo. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 12

[close]

p. 13

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. Así trabajando el Pentathlón Universitario, se pensó estructurarlo tanto en su organización interna, como darle un CÓDIGO que constituyera una esencia inconmovible para siempre; se pensó que el joven, fuera un joven de ideas nuevas, de ideas en evolución constante, que no fuera un espíritu estacionario, sino que fuera un espíritu inquieto, que el joven del Pentathlón y los conjuntos del Pentathlón, tendieran su mano de amigo, su mano fuerte, sus corazones de amigos, también sus mentes inteligentes a todo joven con el objeto de ayudarle. Pero era necesario que el Pentathlón Universitario tuviera una LEY, tuviera bases que lo pudieran explicar en forma correcta, aunque siendo una Institución en evolución constante no se le pudiera definir en forma acabada, porque es algo que se está haciendo día con día, pero sí, que hubiera la posibilidad de dar por lo menos las directrices de su conducta y las directrices de sus propósitos, y así se empezó a formular el CÓDIGO FUNDAMENTAL DEL PENTATHLÓN UNIVERSITARIO: El Código fundamental del Pentathlón Universitario iniciándolo con las finalidades, las finalidades que ya reunían todo ese conjunto que ustedes han venido escuchando, conjunto de ideas en distintos aspectos. Y así se estructuro el Articulo Primero del Código Fundamental que dice: El Pentathlón Deportivo Militar Universitario tiene como finalidad suprema la grandeza de la Patria. Lucha por su Libertad y su Poder, por su Honor y su Cultura, por la integridad de su Patrimonio y el valor de una Heroica Tradición. Lucha por el respeto y el progreso de las Instituciones que en los Sectores Moral, Científico, Artístico o Deportivo se forjen en el Trabajo, en el Orden, en el Deber y en la Fraternidad de sus Hombres. Las finalidades del Pentathlón Universitario también ya pudieron estructurarse a manera de articulo para posteriormente realizar el conjunto de su Código Fundamental y así se elaboró el Artículo 2.- El Pentathlón Deportivo Militar Universitario trata de realizar e intuir en todos sus componentes las cuatro siguientes finalidades: I.- ESPIRITUAL, que comprende: a) Integridad moral b) Lealtad c) Amor intenso a la patria d) Fraternidad e) Valor y caballerosidad f) Sentido del deber g) Disciplina h) Sentido estético II.- INTELECTUAL, que comprende: a) Mejoramiento y ampliación progresiva de nuestros conocimientos b) Espíritu investigador Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 13

[close]

p. 14

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. III.- CORPORAL, que comprende: a) Salud b) Resistencia c) Fuerza d) Agilidad e) Campaña sistemática en contra del vicio IV.- MATERIAL, que comprende: a) Trabajo constante, constructivo y creciente b) Coordinación de esfuerzos para la obtención del máximo provecho c) Cooperación y auxilios recíprocos Como una consecuencia de estos propósitos surge el que habría de ser: Artículo 3.- El Pentathlón Deportivo Militar Universitario colaborará eficazmente para la unificación de toda la juventud que sienta y aspire a los anteriores postulados, amparándose bajo una misma Bandera Ideológica: La Patria. Y como una necesidad también el Pentathlón Universitario debería tener un lema que concretamente sintetizara sus aspiraciones y de ahí surge el Artículo 4.- El Pentathlón Deportivo Militar Universitario basándose en las finalidades que persigue, adopta el lema de: “PATRIA, HONOR Y FUERZA”. El año de 1939, fue un año de particulares esfuerzos de parte de todos los integrantes del Pentathlón Universitario, como ya lo habíamos expresado, en ese año empezó a difundirse la idea del Pentathlón, en varios Estados de la República. Es de justicia hacer mención de las siguientes personas que se distinguieron en forma muy destacada en el período de 1939, entre ellos, todos cadetes distinguidos del Pentathlón, recordamos a JOSÉ URBANO BLANCHET, CARLOS NIÑO DE RIVERA, fundador del Cuerpo de Caballería del Pentathlón, los hermanos RODOLFO y ALBERTO LIMÓN, RAFAEL IZQUIERDO IBÁÑEZ, MARCELO MENDOZA PARADA, JORGE GARIBAY ROMANILLOS, ALFONSO ICAZA ICAZA, GINÉS NAVARRO DÍAZ DE LEÓN, FIDEL RUÍZ MORENO, GUSTAVO MUÑOZ MIRELES, JORGE CEBALLOS LAVAT, JOSÉ TORRES VALDEZ, ENRIQUE ORVAÑANOS, fundador del Cuerpo de Ingenieros, ARTURO SCHOEDER, RICARDO LARA, ROLANDO LARA, FERNANDO ACOSTA DE LA VEGA, ENRIQUE ZAPATA, ROBERTO URÍAS, ALBERTO YARZA, BRAULIO PERALTA, ANDRÉS LUNA CASTRO, RAFAEL DEL PASO REINERT, ALFONSO PADILLA, JORGE GARCÍA DOMÍNGUEZ, CLEMENTE HERRERA MONROY, MIGUEL AUGUSTO ARANDA, LUIS ERLICH FIGUEROA, ALFONSO CHÁVEZ. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 14

[close]

p. 15

Historia y Leyes del Pentathlón Deportivo Militar Universitario. En este año y algunos meses después de haber hecho su aparición el Pentathlón en público, después de haber desfilado por primera vez en la Ciudad de Puebla y siguiendo las prácticas como los meses anteriores, siempre a las 06.00 de la mañana, prácticas deportivas y prácticas militares, se cambiaron impresiones acerca de la necesidad de que, el Pentathlón Universitario fuera abanderado oficialmente. Algunas personas discutían si debería entregarse la Bandera Nacional con Honores de Guerra o bien si no se debería recurrir al auxilio oficial para tener nuestra Bandera Nacional, sino el propio Pentathlón adquirirla. No obstante que la disciplina militar del Pentathlón, los conocimientos y la estructura del Pentathlón Universitario desde el punto de vista militar, nunca ha obedecido a una finalidad expresa, sino a uno de tantos medios para adquirir su finalidad fundamental, de la integración completa del desarrollo de la personalidad del joven, siempre se consideró que la base disciplinaria de tipo militar era una parte medular en nuestra Institución y en tal finalidad se pensó también, que habría que recurrir a las Autoridades Militares y seguramente comprenderían perfectamente bien este movimiento, para pedirle que el Pentathlón Universitario fuera abanderado con honores de guerra, ya que se trataba de una institución militarizada. Correspondió este mérito a BRAULIO PERALTA RODRÍGUEZ, uno de los doce fundadores del Pentathlón Universitario, el que realizó las primeras gestiones para que el Pentathlón tuviera su Bandera Nacional. En aquella época fungía como Director Técnico Militar el General JUAN FELIPE RICO, que aún no tenía conocimiento de lo que el Pentathlón era y lo que el Pentathlón pretendía. Braulio Peralta entrevistó al Gral. Juan Felipe Rico, le expresó cual era la finalidad suprema del Pentathlón Universitario. Cómo esta Institución ya empezaba a distinguirse en toda la República con el afán de reunir en un haz de voluntad a la juventud mexicana y no solamente a la juventud estudiosa del País, sino a la juventud obrera, a la juventud campesina, y realizar a través de la juventud una verdadera unidad nacional, dentro del orden, dentro del trabajo y del progreso. El General Juan Felipe Rico creyó lo que Braulio Peralta le dijo; pero quiso tener un conocimiento más claro teniendo la oportunidad de platicar con los Jefes del Pentathlón y al mismo tiempo teniendo la oportunidad de ver a los entonces cadetes del Pentathlón Universitario. Así, ocho días después de la entrevista de Braulio Peralta, tuvimos la oportunidad de platicar ampliamente con el General Juan Felipe Rico, conoció con más detalles del propósito fundamental del Pentathlón. Conoció personalmente y pudo apreciar los adelantos que los miembros del Pentathlón Universitario habían alcanzado hasta ese momento. Cerca de 400 muchachos desfilaron frente a su casa, marcialmente, con gran gallardía y el entusiasmo de Juan Felipe Rico no se ocultó, ofreció en ese momento que sería el vector, sería el intermediario ante el Secretario de la Defensa Nacional, para pedir que se abanderara con honores de guerra a una Institución que él ya la consideraba desde ese momento distinguida. Fungía entonces como Secretario de la Defensa Nacional el General JESÚS AGUSTÍN CASTRO. Fue Juan Felipe Rico quien trasmitió al Gral. Jesús Agustín Castro lo que el Pentathlón era, pretendía y representaba. Después de una consulta al señor Presidente de la República, se aprobó que el Pentathlón Universitario fuera abanderado y el ABANDERAMIENTO DEL PENTATHLÓN Y LA PRIMERA JURA DE BANDERA de nuestra Institución tuvo lugar el 22 de julio del año de 1939, en el Parque San Martín de la Ciudad de México, con la asistencia de varios atachés militares de distintos países, con la asistencia de un Batallón de Infantería. Conferencia dictada por el Primer Comandante Ad vitam médico cirujano Jorge Jiménez Cantú a los miembros de la Escuela de Reclutas, en el Cuartel General del PDMU en el año de 1952. (3ª. Versión taquigráfica Marzo de 2016 por Gustavo Cruz Alvarez*) 15

[close]

Comments

no comments yet