BOLETIN DE LA NARANJA GRAFICA ENERO 2016

 

Embed or link this publication

Description

POR UN SINDICATO PARA ENFRENTAR EL AJUSTE

Popular Pages


p. 1

MACRI Y LOS “K”, AJUSTADORES BOLETIN 2016 Elecciones del SFGB, 15 de abril de 2016 CON UNA GRAN MOVILIZACIÓN DE LA LISTA NARANJA A LA ASAMBLEA GENERAL, LARGAMOS LA CAMPAÑA ELECTORAL La “resistencia al neoliberalismo” prometida por Amicheti en la asamblea general, empezó y terminó en el discurso del Salón Verdi. El sindicato no ha movido un dedo para reclamar la reapertura de la paritaria, frente a la inflación de en estos últimos meses se disparó. Tampoco participó de la única marcha que hubo contra el ajuste. Las agrupa ciones K que habían anunciado ir, como el Movimiento Evita, se bajaron a último momento tras del anuncio de los 400 pesos para la AUH y jubilados. Escudado en la bronca popular contra el kirchnerismo, Macri lanzó un ataque contra todos los trabajadores, despi diendo a miles de estatales nacionales y provinciales, con la excusa de los “ñoquis”. Pero el kirchnerismo es incapaz de ofrecer resistencia al ajuste en marcha porque él mismo es parte del problema. La Federación de Sindicatos Municipales Bonaerenses denunció el despido de más de 2.600 empleados en ocho municipios de la provincia de Buenos Aires. "Hay despe didos con cinco, seis, y hasta doce años de antigüedad". En Malvinas Argentinas hubo 900 despidos, cuyo inten dente es del FpV (¿cuál fue la posición del flamante conce jal de ese distrito y dirigente gráfico de la zona norte, Geró nimo Moyano?) Alicia Kirchner también anuncio miles de cesantías en Santa Cruz; en Catamarca 830, en Tierra del Fuego 1.000, en salta 200: todas gobernaciones del FpV. Los trabajadores del Grupo 23 enfrentan un pérfido ataque de su patrón Spolsky, el vaciador de Poligráfica del Plata y candidato kirchnerista a la intendencia de Tigre. Y podríamos seguir… Cuando denunciamos que el ajuste se venía tanto con Macri como con el kirchnerismo, no nos equivocamos. Rápidamente, los trabajadores sacarán todas las conclu siones de esta etapa. POR UN SINDICATO PARA ENFRENTAR EL AJUSTE SOLIDARIDAD CON LOS TRABAJADORES DEL GRUPO 23. DERROTEMOS AL “KIRCHNERISTA” SPOLSKY, VACIADOR DE POLIGRAFICA DEL PLATA Miles de avales para La Naranja La Ley de Asociaciones Profesionales (23.551) y los Estatutos sindicales son los instrumentos jurídicos de que se valen los dirigentes para atornillarse a los sillones. El “modelo sindical” que Macri le prometió a Moyano defender contra los “troskos” impide o dificulta la renovación, persigue a los opositores, sujeta al movimiento obrero, asegura el monopolio de la representación a las viejas conducciones. En estas condiciones, una vez más, encaramos la lucha electoral. Apelamos a la base del gremio para poner en pie una lista muy representativa, que sintetice lo mejor de las nuevas generaciones y de la tradición combativa de los gráficos. Y eso empieza reuniendo los avales (firmas) nece sarios para acompañar nuestra postulación. ¡Miles de avales por un sindicato democrático y de lucha! Se realizó la Asamblea General para votar la “Memoria y Balance” y la Junta Electoral que dirigirá las elecciones del 15 de abril. La Naranja concurrió con una columna de más de 250 compañeros de AGR-Clarín y Morvillo (por lejos los más numerosos de la asamblea), Interpack, Ipesa, Crónica, Cedinsa, New Press y otros talleres. Fue el punto de largada de la campaña electoral. Empezó el fraude El pequeño teatro Verdi, ya inadecuado, fue “blinda- do” para dificultar nuestro ingreso. Nuestra moción de constituir una Junta Electoral compartida en función de la representación en la asamblea fue rechazada desde la mesa, sin someterla a votación. El control de la Junta es el primer paso del fraude. La provocación, que incluyó insultos y el corte del sonido (todo con la complicidad del inspector del Ministerio de Trabajo) buscó impedir cualquier vota ción que pusiera en evidencia que la Naranja era una parte enorme de la asamblea.

[close]

p. 2

Nos retiramos porque no avalamos una asamblea antidemocrática y, a todas luces, ilegal. Quedarnos implicaba caer en el juego podrido de la Verde, que claramente alentó un enfrentamiento físico para luego victimizarse y acusarnos, como muchas veces antes. La Memoria y Balance, una confesión La Memoria casi no hace referencia al proceso de reestructuración capitalista de la industria gráfica del último año y medio con su secuela de miles despidos y el cierre de numerosos talleres como Donnelley, WorldColor, Vulcano, Cortiñas y Poligrafica (del patrón K, Spolsky). Lo más importante es que revela la asociación estrecha del sindicato con el gobierno kirchnerista. Su subordinación incondicional a los topes salariales (toda la escala gráfica se encuentra por debajo de la canasta familiar), a la miseria jubilatoria, a la precarización laboral… y a la candidatura derrotada de un derechista como Scioli. Esto no hace falta explicarlo mucho, todos los gráficos lo sabemos. Pero lo que vale la pena denunciar es la impostura de la promesa de “resistencia al ajuste” del secretario adjunto, Amicheti, en su discurso de apertura de la Asamblea. Es puro chamuyo. Mientras la escalada de precios está pulverizando nuestros salarios, no hubo una palabra sobre la necesidad de reclamar la reaper tura de la paritaria por un aumento de emergencia, ni convocatoria alguna al gremio. El tremendo ajuste que Macri ha lanzado contra el bolsillo obrero y contra los puestos de trabajo (el aumento sideral de las tasas de interés profundiza la recesión) no se combate con “relatos”. Y la prueba de que el kirchnerismo es “pólvora mojada” llegó horas después cuando varias agru paciones K se bajaron de la marcha a Plaza de Mayo para exigir un bono compensatorio de fin de año. ¡Que “tibia” su resistencia! Necesitamos un sindicato para enfrentar el ajuste La gran movilización de la Naranja, que culminó con un corte y acto en la Av. Brown, refuerza además los reclamos salariales que venimos haciendo al interior de nuestras empresas y nos prepara para la gran batalla electoral en el gremio en un periodo que estará enteramente bajo el signo del ajuste. Llamamos a todos los gráficos - a los que votaron a Macri para castigar a CFK y a los que votaron a Scioli pensando que era un rechazo a la derecha - a unifi carse en torno a La Naranja para enfrentar el ajuste, los tarifazos, la reducción salarial y los despidos. para explicar que no se puede luchar y que hay que resignarse a la miseria que nos imponen el gobierno y las patronales. Tibio es el que pretende hacer una carrerita personal al calor de la burocracia sindical, sin haber estado jamás al frente de un reclamo. Tibio es el que habla de “resistencia” y no mueve un dedo contra la inflación galopante. Otro delegado, de Guedikian, a quien no le cono cíamos la voz porque en los plenarios por el salario o los despidos jamás intervino, también se hizo eco de la provocación. “Éstos no son compañeros” dijo. Le aclaramos: NO somos compañeros de quienes no luchan por el convenio ni defienden los puestos de trabajo. NO somos compañeros de los amigos de los empresa rios. NO somos compañeros de los que aplican impues tos a los salarios y tienen a los jubilados en la miseria. No somos compañeros de los que hablan de “desendeudamiento” y vaciaron el Banco Central para pagar la deuda externa. ¿Sabrá este delegado lo que dice o solo se apren dió el versito que le dictaron desde el escenario? Los compañeros honestos y combativos de Pesout y Guedikian nada tienen que ver con las provo caciones de esta dirección sindical ni con la actitud de los “perejiles” que pero no toleran un debate frente a frente y con argumentos. La clase obrera necesita representantes que defiendan sus derechos no aprendices de burócratas. Gran movilización de Morvillo EL CLASISMO COPÓ LA PLAZA DE MAYO A los compañeros de Pesout y Guedikian REPUDIEMOS LA PROVOCACIÓN DE LA VERDE ¡POR LA UNIDAD DE LOS GRÁFICOS! La asamblea general debía ser una oportunidad para debatir un balance de la actuación del gremio en los últimos años y tomar incitativas urgentes frente al ajuste. El desafío para la Verde era superar el “trámite estatutario” sin confrontar posiciones. Por eso montó una provocación contra La Naranja consistente en impedirnos exponer e insultarnos impunemente. Esta maniobra contó con la penosa colaboración de algunos miembros del cuerpo de delegados como Andrés Rodríguez, delegado de Pesout, encargado de hacer la propuesta de Junta Electoral de la Verde. Con su estilo de “chirolita” dedicó su intervención a atacar a quienes mantenemos una inde pendencia política de clase. ¡El muy caradura nos llamó “tibios” por impulsar el voto en blanco en el ballotage! Es decir por no votar a Scioli, un derechista proveniente de las filas del mene mismo cuyos economistas se cansaron de hablar de las medidas de ajuste que tomarían (similares a las de Macri) y que quebró a la provincia de Bs.As., dejando a miles de docentes sin sueldo y condenando a la barriadas obreras a padecer inundaciones y corte de luz. Con colegios y hospitales en ruinas. Tibio es el que cada vez que habla en un plenario es La asamblea general de Morvillo vota el paro y la movilización.- Fue en reclamo, al gobierno de Macri y a las patronales, de un bono compensatorio por la escalada inflacionaria y en repudio a la represión sufrida por los trabajadores de Cresta Roja. La Naranja Gráfica fue parte de esta primera movilización contra el ajuste; junto al Sindicato Aceitero de Capital, la Unión Ferroviaria Oeste, sindicatos docentes combativos de Buenos Aires y Capital, el Sindicato del Neumático de San Fernando, el nuevo sindicato combativo de los periodistas (Sipreba), Estatales, entre muchos otros. Morvillo: la asamblea votó parar y movilizarse Los trabajadores de Morvillo pararon la planta y se movilizaron masivamente. Por un lado, los trabajadores manifestaron su firme decisión de defender el bono (se viene conquistando en los últimos años). Por otro, se comprendió profundamente que la negativa de la patronal obedece al cambio de la situación política y al ajuste en marcha. La movilización fue masiva. De regreso, se realizó otra asamblea con un balance de la jornada: un gran paso que unifica y fortalece a los trabajadores no solo de cara al reclamo del bono, sino frente a una etapa que seguramente será de grandes luchas obreras.

[close]

Comments

no comments yet