Revista Misión nº 19

 

Embed or link this publication

Description

Prepararnos mejor para el matrimonio

Popular Pages


p. 1

LA REVISTA DE SUSCRIPCIÓN GRATUITA MÁS LEÍDA POR LAS FAMILIAS CATÓLICAS DE ESPAÑA 19 La misión de este número: Prepararnos mejor para el matrimonio ¿Dejarías el amor a la suerte? SANGRE INOCENTE En pleno siglo xxi, muchos cristianos siguen siendo perseguidos a causa de la fe ni ión, ni un impulso ac is ov pr im a un No es sión asarse es una deci C . da na zo ra co a un der ansforma para po s. madura que nos tr tras propias fuerza es nu de lá al ás m amar Abby johnson De directora de una clínica abortista a activista provida

[close]

p. 2



[close]

p. 3

900 31 34 34 Apunta ya nuestro nuevo número gratuito. En él podrás dar de alta a nuevos suscriptores, modificar tus datos o dar de baja tu suscripción. También puedes... • Escribir a suscripciones@revistamision.com • Entrar en www.revistamision.com • Enviar el cupón de suscripción que hay debajo (no necesita sello) nuevo número gratuito del suscriptor Sí, deseo recibir gratuitamente la revista Datos personales Nombre:. ..............................................................................1.er apellido:................................ o ..................................... 2. apellido:................................................... Fecha de nacimiento:. Dirección:.. ....................................................... N.º:...........Piso:.........Código postal:............. Población:..................................................... Provincia:......................................................... Teléfono:....................................................... E-mail:.............................................................. Persona que suscribe:........................................................................................................... Suscribe a tus amistades cuando se lo hayas consultado. Asegúrate primero de que están de acuerdo. Sus datos serán incorporados a una base de datos propiedad de la Fundación Logos –vinculada a la Universidad Francisco de Vitoria, a la Congregación de los Legionarios de Cristo y al Movimiento Regnum Christi– y sus obras o apostolados (Congregación de los Legionarios de Cristo, Fundación Altius, Fundación Euromediterránea para Tierra Santa, Fundación para la Investigación y Desarrollo de Estudios– Universidad Francisco de Vitoria, Fundación Faro, Fundación Semper Altius, Fundación IUVE y Fundación Social Francisco de Vitoria) para los efectos aquí indicados y el envío de información de las entidades mencionadas. De conformidad con lo establecido en la Ley de Protección de Datos de Carácter Personal, usted podrá ejercer sus derechos de acceso, rectificación, cancelación u oposición llamando al teléfono 900313434 o enviando, sin ningún coste, un escrito al Apartado 672FD, 28080, Madrid. 3•

[close]

p. 4

¡Un café por Misión ! . siempre gratuita s o d n e si á ir u g se darnos a cubrir lo u y a s e d e Misión es y u p fé a c te cuesta hoy un ncilla y rápida  se a rm fo a n u Pero con lo que e d sa la revista a tu ca e d o ví n e l e d s e cost 1,42 € Por solo 905 44 53 19 Tu llamada desde un fijo tendrá un coste único* de 1,42 € (IVA incluido) * coste único independiente del tiempo de la llamada Llama al Envía un SMS con la palabra MISION al 27722 Tu mensaje tendrá un coste único de 1,42 € (IVA incluido) Puedes hacer las llamadas o envíos de SMS que desees. Cuantas más llamadas o mensajes realices, más nos ayudarás. Por ejemplo, si llamas dos veces al 905 44 53 19, en tu factura te llegará un cargo de 1,42€ x 2 = 2,84€. Coste de la llamada: 1,42 € desde red fija y 1,95€€ desde red móvil, IVA incluido. Datatalk Comunicacions S.L. Coste del sms: 1,42 € € IVA incluido, Nvia gestión de datos S.L. Teléfono de atención al cliente: 902 354525. E-mail: info@nviasms.com F. D. depende de ti APARTADO Nº 672 FD 28080 MADRID FRANQUEO EN DESTINO ESPAÑA

[close]

p. 5



[close]

p. 6

Carta de la directora Cartas de los lectores  La muerte de mi amiga Por Isabel Molina Estrada n diciembre os solicité una ayuda económica extraordinaria. No tuve más alternativa que acudir a vosotros para superar el difícil momento queMisión estaba atravesando. Muchos respondisteis a mi carta con prontitud y generosidad y, gracias a vuestros donativos, hemos podido continuar. Hoy no puedo más que deciros gracias, muchas gracias. De momento solo podremos ofreceros una edición trimestral, pero seguimos aquí, trabajando para que España reencuentre los valores inalienables que dan sentido a la existencia humana. Uno de ellos, quizá el más importante, es el amor. Dedicamos este número concretamente al amor matrimonial. En los últimos años, el número de divorcios y de parejas que viven juntas sin casarse ha aumentado significativamente. Las ideologías en contra de la familia se han empeñado en suprimir del Código Civil la realidad esponsal (marido y mujer) para desdibujar el matrimonio. Sin embargo, esta institución, que está inscrita en el centro de la persona, no está en crisis como se nos quiere hacer pensar. Estudios recientes han demostrado que los jóvenes aún se quieren casar, lo que no saben es cómo concretar este amor en su proyecto de vida. En esta edición les damos unas claves para lograrlo. El amor matrimonial es dinámico, puesto que los esposos van cambiando a medida que atraviesan las distintas etapas de su vida, pero el hilo conductor, ese “sí” que se dijeron el día de la boda, es fermento para que el amor se renueve hasta el final de sus vidas. No hay que tener miedo. En ese compromiso de un hombre y una mujer, que deciden poner su empeño en amarse y apoyarse el uno al otro por siempre, se encuentra el tipo de amor que llena el corazón. directora@revistamision.com E Soy divulgadora-lectora de vuestra revista desde el principio. Hay unos artículos buenísimos. El de la muerte del número 17 me impactó gratamente. El mes de octubre enterré a una amiga unida a dos hijos de 7 y 10 años. Yo tengo cuatro, así que os podéis imaginar cómo me sentí. También me conmovió la carta de María Vallejo-Nágera sobre la cárcel. Gloria A. "Mis hijos salvaron mi vida" Le dirijo estas líneas después de leer las páginas del número 17 tituladas: Déjame llorar. Hace unos años yo pasé por la terrible prueba de perder un hijo. Salió de casa hacia el colegio y no regresó. Solamente las personas que han pasado por una prueba semejante comprenden lo que eso significa. Entonces no existían asociaciones de ayuda. Y con pena he de decir que era todo lo contrario: si te veían llegar, procuraban pasarse de acera o colocarse lo más apartados posible para que tu mala suerte no se les contagiara. Los que más deberían ofrecerte una mano, se comportaban de manera tan inmisericorde que te hundían más todavía en la pena. Pero hubo alguien que sí que me ayudó a seguir adelante. Ese fue Dios. Solo Él me ayudó. Solo Él me acompañó. Él me sacó del hondo pozo en el que me vi hundida. Mis hijos –mi niño de siete años y mi niña de dos (él era el de en medio)– salvaron mi vida. En Navidad tuve la tentación de tirarme por la ventana, no podía soportar tanto dolor, tanta soledad, tanto abandono, incluso de la familia... pero mi niño tiró de mí y mis hijos necesitaban a su madre, una madre normal, que les contara cuentos, que les cantara las canciones infantiles que siempre habían escuchado a su mamá. A pesar de todo, no quitaban los ojos de la cara de su madre para ver si había cambiado algo y ya no estaba tan triste. Por eso había que llorar cuando ya no podían verme ni oírme. Y en la cama, su padre y yo dábamos rienda suelta a nuestro llanto y pedíamos fuerzas al Señor para continuar. La fe es la única fuerza que consuela, ¿qué hubiera sido de nuestras vidas de no haberla tenido? Por eso me satisface lo que he leído en la revista y, en nombre de todos los padres que han perdido y pierden a sus hijos, les doy las gracias. M.ª B. H.  Nueva Era La Nueva Era salpicó a dos hijos míos hace relativamente poco tiempo. A mis hijos no les llegó el envite vía colegio o universidad, sino a través de un familiar pillado por esta satánica cosmovisión que pretende negar la Redención bajo la apariencia de un amor falso, alejado por completo del Evangelio. Igual pensáis que es propio solo de personas alejadas de la fe. ¡No! Fue y es propio de una persona cercana comprometida con su parroquia. En casa no nos colaron el gol, pero la Nueva Era es una desviación vigente y que hace mella en tantas personas que ni tan siquiera pretenden su propia formación y adhesión al Magisterio de la Iglesia. Francesc M. 6•

[close]

p. 7



[close]

p. 8

umario Edición n.º 19 28. Educación: • Educar para ser, un innovador manual que pretende ser una alternativa real a Educación para la Ciudadanía. • Cursos de verano para descubrir la verdadera vocación universitaria. El punto sobre la i. Un cuento judío, por Enrique García-Máiquez. 10. Vidas. Gian Franco Svidercoschi, vaticanista, 31. biógrafo y amigo personal de Juan Pablo ii, vivió muy de cerca algunos de los momentos más importantes en la vida del Papa polaco. A las puertas de la beatificación de Juan Pablo ii, Svidercoschi recuerda la inmensa figura de uno de los hombres clave del pasado siglo. 14. Tecnología. Nuestro rastro puede ser seguido fácilmente en Internet si no adoptamos las debidas precauciones. Con los menores hay que tener además especial cuidado. 18. Por la vida. • Abby Johnson destapa las mentiras de la industria abortista en EE UU. • Cuando los médicos solo ofrecen el aborto. 32. Tendiendo puentes. 350 millones de cristianos sufren persecución o acoso en el mundo. Borrón y tinta nueva. ¿Cuándo se convertirá el mundo?, por María VallejoNágera. 35. 16. 26. Corpore sano. Coge la sartén por el mango y enseña a tus hijos hábitos alimenticios saludables a través de sencillos trucos. Educación. Por primera vez en España se puede estudiar música en la Universidad, gracias al Grado de la UFV. Edita: Fundación Logos, vinculada a la Universidad Francisco de Vitoria (www.ufv.es) y a la Congregación de los Legionarios de Cristo Directora: Isabel Molina Estrada (directora@revistamision.com) Redactora jefe: IsisBarajas Consejo Editorial: JoséÁngelAgejas,MacarenaBotella,AmaliaCasado,SoniaGonzález,JoséManueldeLeón, Isabel Molina, Paula Puceiro, Álex Rosal e Irene Vázquez Asesor editorial: José Ángel Agejas Redacción: Ángeles Conde (redaccion@revistamision.com) Columnistas: Enrique García-Máiquez, Juan Manuel de Prada y María Vallejo-Nágera Colaboran en este número: José Ángel Agejas, Saulo Barajas, Ramón de Cangas, Agustín de la Vega, Pablo López, Darío Menor y Lourdes Téllez Delegado Fundación Logos: Juan Uribe 8•

[close]

p. 9

52. Especial jmj. Las jornadas mundiales de la juventud vividas también en familia. 36. Tendencias. Moda nupcial para todos los gustos. 58. 60. 53. Especial Espíritu. El matrimonio, escuela de amor que transforma la sociedad. Un buen plan… Viajes y trayectos. Costa Rica alberga la naturaleza más primigenia y exuberante. Un buen plan… Arte. El arte con el que nos recordarán. 62. 63. Un buen plan… Series en serio. El análisis más fiable de lo que ven nuestros hijos. 56. Punto de encuentro. Los colegios Maria Mater Ecclesiae forman a los futuros formadores de nuestros sacerdotes. 38. A fondo. El matrimonio no es solo un contrato o una cuestión de papeles. Es, ante todo, un sacramento que nos transforma por dentro para ser capaces de amarnos el uno al otro a un nivel muy superior. Un buen plan… Decoración. Nuevos usos para muebles y utensilios vintage. 64. 46. 48. 65. Un buen plan… Cocina. Las recetas de la escuela Le Cordon Bleu en tu cocina. Hablemos claro. La nulidad matrimonial, ¿en qué consiste?, ¿y si creo que mi matrimonio es nulo? Un buen plan… Nuestra selección. La mejor selección de libros. 42. Familias a contracorriente. ¿Qué es la paternidad responsable? ¿Y cómo se ejerce? El contrapunto. Preparación al matrimonio. Claves y pistas para discernir en el noviazgo si la elegida es la persona adecuada. Para ello, la Iglesia nos ofrece diferentes cursos. 66. Reserva Natural. Escuela diferenciada, por Juan Manuel de Prada. publicación controlada por Fotografía: Gonzalo de Alvear, Carlos Barajas, Guillermo G. Baltasar, Antonello Nusca y Corbis/Cordon Press Ilustración: Silvia Álvarez, Ester García y Julián Lorenzo Portada: Corbis © Maquetación: Nicolás Diego Fryd Retoque fotográfico: Germán Arango Suscripciones: suscripciones@revistamision.com; Tel.: 900 31 34 34 Administración: María José Arranz Publicidad y Distribución: Jara Bedmar, José Real e Irene Vázquez (publicidad@revistamision.com) Corrección ortotipográfica : Caja Alta Servicios Editoriales (www.cajaalta.es) Imprime: PrinterMan Dirección Postal: Universidad Francisco de Vitoria, Ctra. M-515 Km 1,800 (28223-Pozuelo de Alarcón, Madrid) Tel.: 91 110 13 32 Depósito legal M-23896-2008 •9

[close]

p. 10

Vidas “Juan Pablo ii fue el Papa de la utopía” Por Darío Menor Fotografía: Antonello Nusca GIAN FRANCO SVIDERCOSCHI. vaticanista, biógrafo y amigo personal de juan pablo ii El grito de “¡Santo súbito!” que resonó en la Plaza de San Pedro del Vaticano desde el 2 de abril de 2005, fecha en que falleció Juan Pablo ii, está cada vez más cerca de convertirse en realidad. El anterior Pontífice, protagonista indudable del siglo xx y uno de los Papas más importantes de la historia, será beatificado el próximo 1 de mayo. Gian Franco Svidercoschi, biógrafo y amigo de Juan Pablo ii, recuerda su inmensa figura. ¿Cuál ha sido el legado más importante que Juan Pablo ii ha dejado al mundo y a la Iglesia? Al anterior Pontífice hay quien le echa en cara que no hiciese una revolución, pero yo creo que sí la hizo: la revolución de los corazones. Cambió el corazón de mucha gente. Lo hizo porque para él cualquier persona era hija de Dios. Demostraba la misma atención hacia todos, te trataba como si fueras la persona más importante del mundo. Juan Pablo ii vivía de forma radical el Evangelio con su capacidad para amar al prójimo. Recordemos su célebre frase “El otro me pertenece”. Si no hubo un choque de civilizaciones entre el cristianismo y el islam fue gracias a que el mundo musulmán también creía en este Papa. De hecho, hay centros islámicos repartidos por el mundo con el nombre de Juan Pablo ii. Cerca del Papa Italiano pero de una ascendencia polaca que todavía hoy, ya abuelo, no es capaz de rastrear en sus orígenes, Gian Franco Svidercoschi es uno de los vaticanistas que más saben sobre Juan Pablo ii. Vicedirector de L’Osservatore Romano, el diario de la Santa Sede, de 1983 a 1985, desarrolló con el anterior obispo de Roma una relación de confianza y amistad que le llevó a convertirse en su biógrafo. Es autor de más de una docena de libros, varios de ellos sobre la figura del Pontífice polaco. Su última obra es Un Papa que no muere: La herencia de Juan Pablo ii (Ed. San Pablo). 10 •

[close]

p. 11

Un Papa para dar esperanza En el sufrimiento se encuentra la verdad. Si no se sufre, no hay ocasión de encontrar la verdad. La fotografía de la izquierda fue tomada el 1 de enero de 1983. Svidercoschi acababa de volver de Polonia, donde había pulsado las ansias de reforma y libertad de su sociedad, y el Papa quería visitar su país, aunque todos se lo desaconsejaban. “Juan Pablo ii me citó detrás de la escultura de la Piedad, donde se cambiaba, y allí le conté que los polacos necesitaban a alguien que les diese esperanza. Me preguntó mirándome con ojos irónicos que quién era esa persona y yo le contesté que, como él mismo sabía, era él”. El Papa viajó seis meses después a Polonia, consiguió reunirse con la oposición al régimen comunista e insuflarle ánimos para que siguiera rascando en la brecha que acabaría derrumbando el Muro de Berlín y todo el bloque soviético. Fotografía cortesía de Gian Franco Svidercoschi ¿Cómo nace esa “revolución de los corazones” de la que habla? Comienza justo desde el momento en que fue elegido Papa. Se trata de una imagen que casi nadie conoce y que yo mismo he descubierto hace poco. Tuvo lugar cuando habló a la multitud desde el balcón de la Basílica de San Pedro por primera vez. Entonces dijo: “Si me equivoco en nuestra lengua, me corregiréis”. Se trata de algo muy hermoso que le hizo ganar el corazón de todos. He descubierto qué pasó en los últimos diez metros antes de que se asomase al balcón. ¿Qué ocurrió? Juan Pablo ii se acababa de vestir de Papa y tenía a su lado al ceremoniero, el hoy cardenal Virgilio Noe que le dice: “Ahora, usted, Santo Padre, se “Si no hubo un choque de civilizaciones entre el cristianismo y el islam fue porque el mundo musulmán también creía en este Papa” asomará al balcón y luego se retirará”. Juan Pablo ii, extrañado, le comenta: “¿Entonces no le digo nada a la gente?” El ceremoniero le responde que no, que así lo manda la tradición: bendición y basta. Mientras se acercan al balcón siguen hablando del tema hasta que llegan. En las imágenes de televisión se ve a monseñor Noe muy serio. El Papa ya parece haber decidido qué hacer. Dice “Sea loado Jesucristo” y luego, cuando la muchedumbre le responde, parece sentirse investido por ella y comienza su discurso. Al final, el ceremoniero, molesto porque se hubiera saltado la tradición, le espeta: “Ahora basta”. Es una situación que puede provocar la sonrisa, pero que muestra quién era el nuevo Papa y la novedad tan grande que supuso. ¿Lo dice por su historia personal y por ser el primer Pontífice polaco? El 16 de octubre de 1978, por primera vez después de un cuarto de historia de la Iglesia católica, después de medio milenio, llegó un Papa que no era italiano. En una Iglesia universal, y tras un Concilio universal, siempre había existido miedo a elegir un Pontífice que no fuese italiano. Juan Pablo ii era además joven, de 58 años, y venía del corazón del mundo comunista, que entonces era el enemigo número uno de la Iglesia. Era un Papa que había conocido y sufrido la Segunda Guerra Mundial, el nazismo, arriesgándose a acabar en un campo de concentración, y el comunismo. Era un Papa que venía con todo este equipaje, que había trabajado. Ha sido por todo esto un Pontífice diferente. No ha sido un • 11

[close]

p. 12

Papa de las instituciones, sino un Papa de la utopía. Se habla siempre de las gigantescas virtudes de Juan Pablo ii pero ¿cuál cree que fue su mayor error? A veces se intenta analizar su figura a la luz de los problemas que sufre hoy la Iglesia, atribuyendo al Pontífice anterior cuestiones que se le quieren quitar a Benedicto xvi. Es ridículo. Un Papa está por encima de cualquier parte o sector. A veces también un Pontífice no sabe algunas cosas. Yo mismo descubrí que, en determinadas ocasiones, Juan Pablo ii no sabía algunas cosas. Él acostumbraba a delegar, dando responsabilidad a sus colaboradores. Por eso me pregunto si sus errores eran realmente culpa suya o de la persona en que había delegado. Él era realmente un hombre santo, pero con una normalidad absoluta. ¿Cómo mostraba esa santidad durante su vida? Se veía por cómo se comportaba. Por ejemplo, por el tiempo que dedicaba a la oración. En una ocasión, estaba sentado a la mesa para comer, y tenía que recibir una llamada telefónica del entonces presidente estadounidense, George Bush. Cuando se lo dijeron se levantó y fue a la capilla a rezar hasta que recibió la llamada. En otro momento, cuando debía encontrarse por la mañana del día siguiente con el entonces líder ruso Mijaíl Gorbachov, pasó toda la noche anterior rezando. Era siempre así. Otro ejemplo: fui a cenar a los Palacios Apostólicos con el director de L’Osservatore el día que encontraron el cuerpo del sacerdote polaco Jerzy Popieluszko, que había sido asesinado. Se lo contamos al Papa y nos pidió que fuéramos a la capilla con él. Yo, que había conocido a Popieluszko, rezaba para que Dios le abriese los brazos, ya que había sido un gran sacerdote que se había sacrificado por su pueblo y por la clase obrera. En un momento dado, abrí los ojos y vi el fervor con que también estaba rezando el Papa. Era increíble ver su relación con Dios. Lo notabas. Era un hombre que siempre era capaz de estar en intimidad con Dios. ¿Se percibía también su santidad en la forma con que aceptó el sufrimiento físico durante los últimos años de vida? Claro, Juan Pablo ii era santo hasta en las pequeñas cosas. Estaba lleno de humor y de humildad. Le cuento otra situación que me contó el propio Papa y que muestra cómo era. Cuando le operaron de un tumor en 1992, se retiró para reponerse durante un tiempo a Castel Gandolfo. Un nuncio italiano que estaba destinado a un país africano le visitó y, después de la audiencia, le dijo al Papa que le veía muy bien. Juan Pablo ii contaba que este obispo no paraba de repetirle lo bien que estaba. Incluso le dijo que estaba mejor que antes de la operación, a lo que Juan Pablo ii le respondió, mirándole a los ojos y poniéndole una mano sobre el hombro: “Excelencia, ¿entonces por qué no se opera usted también?” 12 • “ “ Lo notabas. Era un hombre que siempre era capaz de estar en intimidad con Dios

[close]

p. 13



[close]

p. 14

Tecnología ¿Existe Privacidad en internet? Nuestra vida al descubierto No publiques nada de lo que te puedas arrepentir en el futuro y, si lo hacen terceros, exige su supresión inmediata Por Saulo Barajas, ingeniero en informática y consultor en nuevas tecnologías y seguridad en Internet ( www.saulo.net) Ilustración: Julián Lorenzo La Web 2.0 ya forma parte de nuestras vidas. Aplicaciones colaborativas como Facebook, Wikipedia o Twitter nos invitan cada día a leer la información publicada por otros usuarios en la Red y a publicar nuestros propios comentarios, imágenes o vídeos. ¿Cómo podemos proteger nuestra intimidad en esta vorágine de información pública? En la nueva era de Internet, los usuarios hemos pasado de ser simples espectadores de la información a ser los protagonistas, auténticos periodistas con el poder de publicar noticias, comentarios o fotos que pueden ser vistos por miles de usuarios en cuestión de minutos. Nunca antes una persona había tenido herramientas tan potentes a la vez que sencillas al alcance de su mano. Según el estudio del tercer trimestre de 2010, realizado por el Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO), el 72 por ciento de los internautas utiliza habitualmente las redes sociales. Pero, ¿cómo afecta a nuestra privacidad el uso de estas redes? Todos los accesos que hacemos a sitios web quedan registrados en servidores indicando horas de conexión y procedencia (dirección IP). De igual forma, los mensajes que enviamos, fotografías, vídeos o archivos que publicamos, quedan almacenados en algún servidor de Internet y podrían ser recuperados en algún momento posterior. De hecho, algo publicado hoy podrá ser recuperado 10 años después. Una vista a la máquina del tiempo waybackmachine.org nos llevará a cómo era una Web en cualquier momento anterior a partir de 1996. Esta aplicación toma instantáneas de los sitios web de Internet a medida que se modifican. ¿Qué podemos hacer los usuarios? “Si revelas tus secretos al viento, no culpes al viento por revelarlos a los árboles”, dice la sabiduría popular. Sabemos que una privacidad 100 por cien no la tendremos nunca en la Red, pero sí podemos ser cuidadosos con nuestras publicaciones. En particular, antes de participar en Facebook o en otra red social, debemos configurar las opciones de privacidad, limitando la visibilidad de nuestro perfil, fotos y datos personales a los círculos más restringidos que nos sea posible. Si publicamos información abierta, esta podrá ser indexada por buscadores como Google, y los comentarios y fotos se mostrarán de forma inmediata cuando alguien escriba nuestro nombre en un buscador. Las empresas ya están utilizando esta información en sus procesos de selección de personal. Una búsqueda en Google como “site:www.facebook.com Luis Serrano” devolverá toda la información pública “Privacidad cero” Si EE UU no ha podido impedir que se filtren documentos confidenciales y sean expuestos a todo el mundo a través de la Web pública de Wikileaks, los usuarios ahora nos planteamos si nuestra información es privada. Ya en 1999, Scott McNealy, el cofundador de una de las empresas tecnológicas más importantes, Sun Microsystems, ahora parte de Oracle, se mofó diciendo: “Ya tienen privacidad cero, supérenlo”. Pero no ha sido hasta la actualidad, cuando la ausencia de privacidad que anunció McNealy empieza a generar inquietudes. 14 •

[close]

p. 15

10 formas de custodiar nuestra privacidad √ No utilizar nuestro nombre completo. √ Restringir la visibilidad de nuestro perfil en redes sociales. √ No instalar aplicaciones que no sean fiables. √ No enviar información privada a través de redes Wi-Fi abiertas. √ No publicar fotos o vídeos que no queramos que puedan ser vistos por terceros o en un futuro. √ No publicar teléfonos, e-mails o información sobre nuestra localización. √ No completar los campos de formularios que no sean obligatorios. √ Utilizar contraseñas y nombres de usuario distintos para cada aplicación. √ Comprobar la información que otros pueden obtener de nosotros desde un buscador. √ Solicitar la eliminación de aquellos contenidos que afecten a nuestra privacidad. en Facebook de quien buscamos. Probablemente nos sorprenda que, en respuesta a nuestro nombre, puedan llegar a aparecer comentarios escritos por nosotros tiempo atrás en perfiles o grupos abiertos, así como nuestra foto de perfil. Para dificultar la búsqueda de nuestros datos es recomendable no utilizar nuestro nombre completo en las redes sociales, foros u otros lugares donde nos registremos. Normalmente un pseudónimo (nick) o nuestro nombre abreviado es suficiente para participar en la Red, diferenciarnos entre nuestros amigos pero confundirnos entre otros muchos con nombres similares. Los campos de datos del perfil de Facebook han aumentado en los últimos meses, y ahora se nos solicita gran cantidad de información personal, incluyendo ideología, religión, número de teléfono, dirección postal, preferencias o intereses. Por supuesto, todos estos datos son voluntarios y la recomendación es dejarlos en blanco para proteger nuestra privacidad. Cuanta menos información publiquemos, menor será el riesgo de que esta pueda caer en menos de terceras personas. La protección a menores El uso de las redes sociales entre los menores de edad ha crecido durante el año pasado de forma considerable. Según un reciente estudio realizado por la asociación Protégeles, dedicada a la defensa de los menores en la Red, las redes sociales son usadas por un 75 por ciento de los menores de entre 11 y 17 años, con un mayor interés entre los 15 y 16 años. Si bien Tuenti, la red social más utilizada en España por los jóvenes, ofrece la mayor privacidad configurada de forma predeterminada para los menores de edad, un 14 por ciento de estos afirma haber visto imágenes personales no consentidas y un 7 por ciento afirma haberse sentido amenazado o insultado a través de Internet. La asociación Protégeles ofrece asesoramiento a los menores y a sus padres para afrontar situaciones de acoso. Nosotros somos los primeros responsables para proteger nuestra privacidad. Si otros usuarios publican información sobre nosotros que nos perjudica, debemos solicitar su eliminación al autor y si este no lo hace, al responsable del sitio web. Si no obtenemos resultados, tenemos el derecho de denunciarlo ante la Agencia Española de Protección de Datos. Protégeles: www.protegeles.com; Agencia Española de Protección de Datos: www.agpd.es • 15

[close]

Comments

no comments yet